Wednesday, February 21

De la operación relámpago de Putin a una guerra «de meses»


Madri
Actualizado:

Guardar

Una pregunta sin respuesta: ¿cuánto puede durar la guerra en Ucrania? Evidentemente, la solución a este «acertijo envuelto en un misterio dentro de un enigma» –recurriendo a Churchill– no está ni si quiera en las cabezas de
Putin, Lukashenko, Zelenski, Biden, Stoltenberg, Borrell o Von der Leyen. Sin embargo, hay denominadores comunes que hacen pensar que la ‘guerra relámpago’ de días o semanas que ideó el Kremlin puede tornarse en una «guerra de meses».

Así lo trasladan a ABC fuentes militares aliadas que monitorizan la situación de Ucrania y siguen detalles tácticos de estos diez días de guerra en internet y redes sociales.

Algunos de ellos son tan surrealistas como vídeos de agricultores ucranianos remolcando blindados rusos con misiles Tor SAM (20 milloncejos de dólares para el granero) o imágenes de blindados con artillería antiaérea Pantsir S-1 y tanques T-72 abandonados en el lodazal del frente norte en torno a Kiev.

Una ciudadana ucraniana camina por las ruinas de un edificio tras un bombardeo en Járkov – AFP

«Putin anhelaba una guerra como la de Georgia en 2008 (apenas diez días) o la toma de Crimea en 2014 (23 días), sin embargo corre el riesgo de enquistarse y que se produzca un escenario más parecido al de las dos guerras de Chechenia (21 meses o diez años, respectivamente). El plan inicial, según documentos incautados a prisioneros, era controlar Ucrania el 6 de marzo [hoy mismo]. Y lo de Kiev va para largo aún», destaca un militar.

«Si te empantanas en la guerra urbana, con la preparación y el rearme que pueden tener las fuerzas ucranianas que tiene misiles anticarro Javelin o NLAW, la guerra puede ir para largo», se matiza.

Also Read  Big winners and top attendees hang in the balance as Oscar night nears | oscars 2022

Evidentemente, hay signos de que la ‘Putinkrieg’ relámpago no se ha producido: errores en la cadena logística y de mantenimiento; la feroz resistencia del presidente Zelenski y del Ejército ucraniano; y la presión exterior a modo de sanciones o envío de armas
(hasta España ha enviado 1.370 lanzagranadas) son tres ejes que hacen pensar que la estrategia se le ha torcido a Putin.

Aunque, tampoco nos engañemos, dado el actual equilibrio de fuerzas y sin intervención de la Alianza Atlántica: «En el plano militar Rusia no puede perder esta guerra; eso sí, el relato inicial de ‘desnazificación’ y el impacto que quería producir se ha evaporado en estos primeros diez días donde ya están recurriendo a la destrucción masiva y bombardeos nada selectivos para avanzar militarmente», explica otra fuente militar.

Kiev se prepara para la guerra urbana frente al ejército ruso
Kiev se prepara para la guerra urbana frente al ejército ruso – EFE

«Hemos detectado también fallos de mando y control del despliegue, sobre todo en la zona norte. Y falta de coordinación entre los avances de los tres frentes principales iniciados: Kiev por el norte; Járkov en el este; y la ya caída Jersón-Odesa en el sur. Lanzaron la invasión con pequeñas unidades tipo batallón y empleo descentralizado cuando sus actuaciones siempre fueron muy jerarquizadas», advierten.

Otro detalle que ha llamado la atención fue el uso de la unidad de elite de paracaidistas para el asalto inicial que incluso llegó a concluir con la muerte del general Andréi Sujovetski. «Esta unidad no se encarga de grandes operaciones, sino que es de choque. Una espece de guardia pretoriana especialista en enfrentarse a multitudes mayormente civiles y que disuaden por su presencia. La URSS, de la que bebe la doctrina militar rusa, solo empleó este tipo de asalto paracaidista dos veces antes: en Budapest 1956 y Praga 1968. Es un detalle de que apenas esperaban resistencia del Ejército de Ucrania».

Also Read  So Abramovich was on Team Putin the whole time. Who knew? | Marina Hyde

¿Cuánto durará la guerra?, volvemos al ‘acertijo’. «La clave está en los ucranianos y en cuánto ralenticen el avance ruso que ganarán pero aún no sabemos a qué precio», señala una tercera fuente militar. Luego hay otro factor deciviso: «¿Cuánto tiempo podrá soportar el pueblo ruso las sanciones? Me atrevería a decir que solo meses. Ese frente interno se le podría abrir a Putin. Es incógnita a despejar en próximas semanas si antes no hay negociaciones o un cambio en la intervención de países de la OTAN, algo improbable dada la amenaza nuclear que supone Rusia».

«Es seguro que el alto mando ruso ha tomado nota y realizará cambios, seguramente en forma de uso masivo de su tremenda potencia de fuego para “ablandar” la resistencia civil y militar»

El analista de seguridad y defensa Rodrigo Rodríguez Costa advierte de que tras fallar en sus objetivos iniciales de tomar Kiev rápidamente, derrocar al presidente Zelenski e imponer un gobierno títere afín a Moscú en pocos días, «es seguro que el alto mando ruso ha tomado nota y realizará cambios, seguramente en forma de uso masivo de su tremenda potencia de fuego para “ablandar” la resistencia civil y militar, y tratar de quebrar su disposición a la lucha. Al mismo tiempo, si logran aislar a las tropas ucranianas y estas dejan de recibir ayuda exterior, la moral ucraniana bajará en la misma medida, rapidez y proporción que suba la rusa, y al mismo tiempo que se agoten los misiles y sistemas de armas entregados por Occidente».

¿Y qué espera conseguir Rusia? «Moscú no cesará en sus ataques hasta obligar, a este u otro gobierno ucraniano, a firmar importantes concesiones geográficas, como Crimea, el corredor terrestre de Mariupol hasta Rusia en las costas del mar de Azov, o el Donbás, además de otras estratégicas y políticas, como el compromiso de no adhesión a la OTAN», explica Rodríguez Costa.

Also Read  The Valencian Tax Agency plans to serve 130,000 taxpayers in a personalized way
Tractorista ucraniano remolca un blindado ruso
Tractorista ucraniano remolca un blindado ruso – ABC

Para Ucrania es fundamental que Kiev no caiga. Esa puede ser la gran trampa en la que caiga Putin –«la guerra urbana de Kiev»– y con ello Zelenski podrá negociar, probablemente, la secesión de territorios pro rusos. «¿La hipótesis más peligrosa? Una huida hacia adelante de Vlad», comenta otra fuente militar bajo condición de anonimato. ¿Qué pasará por la cabeza de Vladimir? He ahí de nuevo, 81 años después, el «acertijo envuelto en un misterio dentro de un enigma».

Ver los
comentarios


www.abc.es

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *