Thursday, April 11

Guillermo Altadill:«Dalton me dijo, “si crees que Barcelona vale la pena sigo adelante”»


Barcelona
Actualizado:

Guardar

Altadill, de 59 años, ha competido en diez Vueltas al Mundo, completando siete, tres de ellas sin escalas. Ha atravesado el Atlantico 20 veces y ha estado en cinco Juegos Olímpicos como entrenador, consiguiendo en Atlanta 96 la Medalla de Oro en la Clase Tornado (con Fernando León y José Luis Ballester).

Ganó la mítica Sydney-Hobart en 2011 y formó parte del equipo alemán (Team Germany) en la Copa América de Valencia 2007.

Fue jefe de guardia del catamarán ‘Club Med’ que estaba al mando de Grant Dalton en The Race -Vuelta al Mundo sin escalas ni asistencias-, prueba que partió de Barcelona el 31 de diciembre del 2000, que ganaron y de donde nació su gran amistad.

Exlica que, “de no haber tenido esta amistad y una gran complicidad entre ambos, no se hubiese producido el momento en que me dijo:”yo confío en tí y si me dices que Barcelona vale la pena, sigue adelante y me mandó un correo si me dices que no, saco a Barcelona de la ecuación y me voy a Málaga o a Cork; y Málaga estuvo ahi hasta casi el mismo día en que se firmó el acuerdo con Barcelona”.

El origen de todo vino porque Barcelona, en ningún momento, se había planteado estar en las lista inicial de ciudades candidatas donde en su momento estaban Jeddah, Cork o Valencia.

A raíz de una cosa que pasó en Valencia, alguien que estaba moviendo aquella candidatura lo dejó y se fue a Madrid. Allí dijo que la Copa se podía hacer en cualquier lugar de España.

Entonces Grant Dalton me llamó y hable con la empresa británica Origin, que estaba evaluando las posibles sedes. Conozco muy buen a su dueño Sir Keith Mills y a su director ejecutivo Stewart Hosford quien, cuando hice mi última Barcelona World Race era el manager general de mi proyecto ya que estaba dentro del Alex Thomson Racing.

Also Read  Don't sleep on the SEC in March Madness

“Hicimos una conferencia evaluando las posibilidades de que Barcelona fuera sede. Le respondí que habían pocas, pero que iba a intentar hacerlo. Lo que hice fue empezar a hablar con una serie de gente durante un mes, pero no prosperó“.

“Nos dijeron que había poco tiempo y que era muy difícil formar todo el conglomerado que tenían que hacer para poner de acuerdo a todas las instituciones y que era imposible”.

“Volvi ha hablar con ellos y les dije si podría retrasarse algo la decisión y me respondieron que si creía que había alguna posibilidad de que Barcelona se presentase, ya que no tenían claro lo de las otras sedes, lo harían”.

La elección de la sede, prevista para el 17 de septiembre, se retrasó al 31 de marzo. Altadill cambió de interlocutores y llamó a Daniel Puig, alguien a quien conocía bien. “Él es de una familia muy conocida y tenía tiempo para hacer gestiones. Su padre hizo mucho por los Juegos Olímpicos de Barcelona y su tío Enrique Puig (e.p.d.) fue el gran promotor de la Copa del Rey de vela y de eventos náuticos en Barcelona”

“Empezamos a trabajar los dos y él empezó a mover sus contactos y a mantener reuniones para articular el proyecto. No podíamos ser ni dos, ni tres, ni cuatro personas, teníamos que tener algo detrás como hacer una sociedad y él recomendó hacerlo a través de Barcelona Global”

“Lo primero que se hizo fue reunir a todas las partes de las instituciones, que era lo más difícil y me sorprendió encontrar gente muy preparada e incluso el Ayuntamiento de Barcelona dijo que esto lo lideraba la Generalitat, ellos también lo apoyaban. Después, el Puerto de Barcelona, al ver que esto le iba bien para hacer una serie de acciones que deben realizar en el futuro, también se mostró interesado..

Lo que estaba haciendo yo era informar a Dalton y a Hosford de como se estaba afrontando el tema.Lo único que yo hice fue tirar unas cartas sobre la mesa, cada uno cogió las suyas, se las jugaron y se ganó; este es el resumen”.

Also Read  At least 35 dead and 134 wounded in the attack on a military base near Poland

Al respecto de la decisión de Grant Dalton de llevar la defensa de la Copa fuera de Nueva Zelanda, Altadill opina que, “aquí no se juega con sentimientos, se juega con dinero. Por ejemplo, la Formula Uno no va a Italia porque esté Ferrari ahí, sino porque pagan mucho dinero y les interesa ir allí; lo normal hoy en día es que el sitio lo elija el mejor postor”.

“El campeonato del mundo de fútbol no se hace en el país que lo gana, se hará en Qatar porque ha sido el que ha puesto más dinero en la puja. Al final, de lo tenemos que darnos cuenta es de que esto es un negocio y eso de sentimientos patrióticos y todo eso es de otros tiempos”.

” A nivel de logística, hoy en día es muy fácil decir pongo 300 millones de euros y hago un puerto nuevo, algo que no se puede hacer hoy en día porque hay que presentar planes de sostenibilidad, etc. Y una de las cosas que valoramos es que en Barcelona no se tenía que hacer nada porque todo estaba allí”

“Lo que si dejé claro cuando iniciamos el tema era que Barcelona no se podía presentar para perder y ahí los políticos pidieron discreción total, porque si no hubiera habido acuerdo nadie habría sabido nada y casi pudo haber sido así porque una semana antes una de las partes no firmaba”.

Está convencido que el estado dará las exenciones fiscales que se esperan porque, ” esto será también gran un apoyo porque es la única forma de tener los patrocinios”.

El Puerto Olímpico será la sede de algunos equipo de la Joven Copa América y la Copa América femenina y reconoce que, “despus de 30 años de los Juegos se vuelva a hacer allí un evento de esta magnitud es perfecto para la ciudad porque hasta ahora parecía más una discoteca que un puerto. Que vuelva a ser un puerto olímpico con la vela como protagonista es fantástico”.

Also Read  President Biden should withdraw FDA nominee because of opioid record

Una premisa importante para la Copa América en Barcelona fue no coincidir con los Juegos Olímpicos de París 2024 (del 26 de julio al 11 de agosto) y, finalmente la fase final de la Copa se disputará entre septiembre y octubre. “Este punto ya se habló y se decidió antes de que esto estuviera en manos de administraciones y políticos porque haberlo hecho antes de los Juegos le hubiese quitado impacto a la Copa. Además, en el Mediterráneo en estas fechas tienes días perfectos para navegar”, apunta.

Considera que es casi imposible que haya un equipo español en competición. Dalton avanzó que si el equipo se montaba a la par de la candidatura y se ganaba, el Team New Zealand podría ayudarle a hacer la Copa.

“No se trata de un cuestión de mas o menos dinero porque, al final, se podría encontrar, pero España está en los primeros lugares de ranking mundial de regatistas olímpicos, oceánicos, etc. y no se pueder ir a participar para lograr un resultado rídiculo con barcos tan complejos, con ‘foils’ de tecnología avanzada y sofisticada, se necesitas seis años, como mínimo para hacer un equipo competitivo; no da tiempo”.

“A mi si que me interesa, y es un tema que ya he iniciado, es organizar el equipo juvenil y femenino, no para simplemente participar sino para salir a ganar y para eso hay que empezar lo antes posible”, finaliza.

Ver los
comentarios


www.abc.es

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *